lunes, 2 de mayo de 2016

EL HAMBRE CERCENA LA CORDURA


Gracias por tu tiempo al ingresar


La carne olfateo,distante olor 
me tiendo en el regazo de la tierra
de frente al sol,la sed abrasa
hoguera candente 
¡nada tengo!
miro el cielo, 
se aposenta en mi la soledad
Naufrago en el hambriento mar
brumas de oscuridad
¡vaivenes de cuchillas oscilantes!
hambre apretujando las entrañas
¡Lloran mis heridas!
¿quizás nací, para la muerte,el dolor?
¡que locura, oasis vislumbrar!
Nadie se atreve a mirar
el hambre cercena la cordura
¿puedes tú entender?

FLOR OLIVA_Autora



Safe Creative #1504180174395